martes, 14 de mayo de 2019

Tres grandes problemas

Mejor no atender a las campañas electorales ya que (y ya lo he comentado) evitan cuidadosamente o chapuceramente los efectos que los tres grandes temas mundiales van a tener sobre su posible campo de actuación si son elegidos. Hay excepciones, por supuesto. Siempre las hay. Pero no hacen noticia. Y los problemas están: 
1. cambio climático o, si se prefiere, calentamiento global, sea o no reversible, pero que sí tiene efectos sobre la vida cotidiana de los electores. Asociada o no con el dicho cambio, está la pérdida de biodiversidad.
2. crisis económica, la mundial, la que tiene que ver con la deuda de los bancos, deuda externa de algunos países y la guinda de la, irresponsable para muchos, guerra comercial China-USA. Hoy viene en todos los medios este último asunto.
3. aumento de la desigualdad. En otros tiempos, la desigualdad era algo que se dejaba para "países en vías de desarrollo" y había bonitas curvas que explicaban por qué, en cuanto se "desarrollasen", la desigualdad se reduciría. Aquí se comenta la situación en los Estados Unidos y su avatar el Reino (igualmente) Unido.
Los tres están relacionados. Primero entre sí. Y, después, con una cuestión subyacente: la violencia o, si se prefiere, la guerra. Guerras del agua, conquistas de medios de producción (invasiones incluidas) y explosiones sociales están en el cupo. Que algunas de estas guerras puedan ser entre potencias nucleares (India-Paquistán, por ejemplo, o, lo que sería MAD -destrucción mutua asegurada- USA-China) lo pone todavía peor. Como para ponerse a leer a los nuevos optimistas tipo Steven Pinker.

No hay comentarios:

Publicar un comentario