miércoles, 31 de octubre de 2018

El miedo como herramienta política

En los 90 se relacionaba el anti-judaísmo de los ultra de Pamyat en la entonces URSS con la necesidad que tenía el gobierno de Israel de atraer nuevos inmigrantes. Se llegó a decir (pero no encuentro la cita ahora) que era el dicho gobierno el que financiaba a Pamyat para que creara miedo entre los judíos rusos y les moviera a emigrar hacia el Eretz Israel.
Me he tenido que acordar de esos asuntos (el partido político Pamyat todavía existe en Rusia) al leer este artículo en Al Jazeera sobre la aparente contradicción entre las buenas relaciones del gobierno de Israel y un portador de anti-judaísmo (a pesar de su familia política, el marido de su hija) como el presidente Trump. No se constatan grandes movimientos de emigración hacia Israel y, más bien, se constatan salidas de jóvenes judíos de Israel. El miedo puede ser un buen argumento para, provocando la emigración hacia Israel, seguir legitimando los asentamientos que resultan difíciles de legitimar.
Ahora le toca al Brasil.

No hay comentarios:

Publicar un comentario