miércoles, 1 de junio de 2016

Tonto el último

El juego parece ser el siguiente: el gobierno de Alemania quiere que el FMI le preste dinero a Grecia para que Grecia pague a los bancos privados alemanes el dinero que les debe aunque tenga que devolver ese dinero al FMI mediante "austeridades" varias, en particular la de las pensiones. Este es el resumen de Paul Craig Roberts de trayectoria nada sospechosa.
El que tiene que tener cuidado no es el comprador (caveat emptor) sino el endeudado... si no tiene poder ya que la deuda estadounidense, japonesa o china es muy superior a ese 100% del PIB que dicen que tiene el Reino de España. España tendrá problemas, USA, Japón o la China crearán problemas. Es la diferencia entre tener poder y no tenerlo. O tener un tamaño tal que, si se rompe, se rompe definitivamente todo. Que a eso juegan los grandes y/o poderosos mientras que los pequeños y/o débiles saben que las deudas están para ser pagadas aunque para ello haya que cortar los ingresos de los vulnerables en las respectivas sociedades. Juego de niños. Por lo menos desde el punto de vista de los poderosos cuya incapacidad para la empatía es conocida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario