domingo, 1 de mayo de 2016

Pico de la demanda del petróleo

Se habló de "pico del petróleo", momento en que el aumento del consumo se debería a reducción de las reservas y no a nuevos descubrimientos. Hasta hubo intentos de ponerle fecha... que hubo que revisar cuando aparecieron nuevas técnicas (aunque problemáticas) de extracción del mismo. El dichoso "fracking".
Después se habló de la caída de los precios precisamente para que el "fracking" no fuese rentable y mantener el poder de los grandes productores del petróleo por medios convencionales contra los productores estadounidenses que habían apostado por el "fracking". Se hablaba de la geopolítica de Arabia Saudí con respecto a Irán, USA y Rusia, pero ya no se ve tan claro que fueran tan clarividentes y se teme que el viejo rey y su joven sucesor no estén a la altura de las circunstancias.
Ahora se habla del "pico de la demanda del petróleo", punto en el que la demanda ya no va a crecer más por combinación de una crisis duradera (¿vino para quedarse o se recuperará la demanda mundial?), fuertes inversiones en las renovables y aparición tímida, pero constante, de alternativas de trasporte (por ejemplo, coches y ¡aviones! movidos por paneles solares). El precio, según el Banco Mundial, podría volver a aumentar.
Tal vez las previsiones sobre una crisis terminal del petróleo y su consiguiente impacto sobre la civilización del petróleo fueron exageradas. A mí me parecían razonables y reconozco que no debían de ser tanto cuando algunos amigos, más metidos en los negocios (Manolo sin ir más lejos), veían esta transición progresiva mucho más probable que el "crack" que otros anunciaban y yo creía. Eso no quita para que el petróleo dé para maniobras como las que comentaba ayer.

1 comentario:

  1. Más alla de pronosticar si habrá crack o transición progresiva," La sobreexplotación de los recursos hace verosímil que en 2035 quede en el planeta el 15% del petróleo que hoy se consume. El crudo que se encuentra es cada vez de peor calidad y acceso más difícil, además, se necesita en muchos casos más energía que la que el petróleo obtenido aportará finalmente."(http://www.rebelion.org/noticia.php?id=211736). Por otra parte, el pico de la demanda de petróleo o su disminución pueden ir en paralelo a la disminución de la demanda mundial de bienes y servicios, "la producción industrial mundial estará por debajo del 1% este año" (http://www.sinpermiso.info/textos/el-dinero-barato-los-precios-del-petroleo-bajos-y-la-deuda-de-las-empresas). Además, la falta de inversión empresarial, con la caida de los beneficios empresariales, "sugiere que la economía capitalista mundial se está desacelerando hacia una contracción real." Desde mi humilde opinión, la única posibilidad para frenar la crisis finaciera y ambiental, sería la posibilidad de una pacto de inversión mundial en lo que algunos llaman la "Sixth Wave Thinking" que es "The next wave of innovation will be driven by resource efficiency, enabled through the pricing of waste and natural resources, and turbo-charged by clean technologies." (http://sixthwave.org/?page_id=16). Claro, esta el problema de que las instituciones mundiales actuales están siendo herramientas de la cosmocracia, a la que está nueva ola puede dejar de lado. Aunque, probablemente ésto sea demasiado optimista por mi parte.

    ResponderEliminar