domingo, 22 de mayo de 2016

Bienvenidos refugiados

Amnistía Internacional ha publicado un índice de aceptación de refugiados en varios países. Este es el resultado, de los más abiertos a dar la bienvenida (arriba) a los más cerrados a hacerlo (abajo).
Algún comentarista ha titulado contrastando la aceptación que genera en algunos países y el rechazo que muestran los respectivos gobiernos. Puede ser porque los gobiernos no están preocupados por lo que aceptan sus electores (les basta saber lo que rechazan) o porque el asunto es tan complejo que escapa a la comprensión del ciudadano medio, ignorante, desinformado e irrelevante y, por tanto, los gobiernos (todo para el pueblo, pero sin el pueblo) no tienen más remedio que actuar según su mejor conocimiento e información sobre el tema. Pero los gobiernos no salen bien parados.
Todo hay que decirlo: una cosa es mostrarse benevolente respondiendo a un cuestionario planteado por simpáticos encuestadores y otra cosa es practicar tal benevolencia en la vida cotidiana. Una cosa es predicar y otra dar trigo. Igual de lo que hay que desconfiar es de los encuestados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario