lunes, 28 de septiembre de 2015

Money politics

Jimmy Carter, pocos días antes de anunciar su melanoma, concedió una entrevista que se emitió el domingo. No es la primera vez que me asombra con lo que dice ahora. Me recuerda aquel discurso de despedida de Eisenhower denunciando el "Complejo Militar-Industrial" que tomada decisiones al margen de los intereses del país. Algo debía de saber el hombre ya que había sido militar y su discurso era de despedida de la Presidencia de los Estados Unidos.
Carter ya había hablado (cito de memoria) del daño que su país había hecho a determinados países, en política, economía y violencia militar. Ahora, habla de la actualidad: las campañas pre-elecoraales de cara a las respectivas primarias y el dinero que cuestan (¿200? ¿300 millones mínimo?).. Con la candidez que da la edad añade que él, ahora, sería incapaz de salir a buscar tales fondos que corrompen el sistema político estadounidense, sobre todo por la presencia de los super PAC, el dinero prácticamente ilimitado que estos comités de acción política pueden verter en la campaña que deseen (y, es de suponer, con algo a cambio).. Con cuatrocientas familias ricas ya se tiene la mitad de los fondos que manejan los candidatos. En general, el "dinero oscuro" (es decir, el de la super PAC) ha aumentado en cifras absolutas y en porcentaje respecto a 2912.
El reportaje que he citado al principio anunciando la entrevista, tiene un enlace a cómo está yendo la campaña en términos de dinero recogido por pre-candidatos. Aqui está. Me ha extrañado que no aparezca, entre los republicanos, Donald Trump (no lo necesita) ni, entre los demócratas, Bernie Sanders (que igual "no tiene quien le escriba"). Pero si el dinero mandase, la contienda final sería entre mis favoritos: Jeb Bush y Hillary Clinton.
Ay, cómo me gustaría tener esos datos, tipo OpenSecrets, para España en general y para esta campaña en Cataluña en particular. Porque de algún sitio tiene que salir el dinero de la campaña y a cambio de algo, a no ser que el candidato huya con la caja a Luxemburgo, bajo la mirada benevolente de Juncker.
(Añadido el 2 de octubre: habrá que ver las diferencias entre Clinton y Sanders en lo que se refiere al origen de sus respectivos fondos y su uso. Aquí algunos datos y reflexiones al respecto. Algo está cambiando en el mundo)

No hay comentarios:

Publicar un comentario