jueves, 3 de septiembre de 2015

Incoherencia u homofobia

Una funcionaria, en Kentucky, se negó a inscribir como matrimonio a una pareja de varones que así lo solicitaba. En los Estados Unidos el "same-sex marriage" está permitido hasta por una sentencia del Tribunal Supremo. El argumento de la señora era claro:
“I never imagined a day like this would come, where I would be asked to violate a central teaching of Scripture and of Jesus Himself regarding marriage”
“To issue a marriage license which conflicts with God’s definition of marriage, with my name affixed to the certificate, would violate my conscience”
No podía hacer algo contra una ley que está por encima de la ley humana, a saber, la ley de Dios.
Solo un pequeño problema: esta señora se ha casado cuatro veces (es decir, se ha divorciado tres veces) contraviniento el dicho de Jesús mismo respecto al matrimonio ("central teaching of Scriptura and of Jesus Himself regarding marriage"), a saber, que "lo que Dios ha unido, no lo separe el hombre" (o la mujer). Mateo, 19:6.
¿Es incoherente la señora o utiliza un argumento religioso para legitimar otro tipo de actitudes? No lo sé, pero se puede sospechar.
(De momento, la funcionaria ha sido detenida por saltarse la legislación vigente)

No hay comentarios:

Publicar un comentario