lunes, 26 de enero de 2015

Cortoplacismo petrolero

El "juego global" llamado capitalismo tiene una regla básica muy clara: busca el beneficio o perece. Meglio stasera che domani. ¿Mañana? Eso queda fuera del tablero. Pero sin exagerar.
Es uno de los puntos que quedan claros aquí a propósito de las políticas del gobierno de Arabia Saudita sobre el petróleo. Controlando como controlan un porcentaje tan alto de la producción mundial, el que no corten la producción para así, en lógica economicista de oferta y demanda, volver a aumentar los precios es porque tienen claro dónde está su beneficio... a medio plazo: reducir la competencia del fracking estadounidense que podría haber convertido a dicho país en el primero mundial. A precio bajo, el fracking deja de ser rentable. Pero hay más: a precios bajos se consigue reducir el papel de las energías alternativas y de los coches a bajo consumo. 
¿A largo plazo? ¿Medio ambiente? Paparruchas. Mantengamos el control y el beneficio (no se trata, por tanto, únicamente del beneficio económico) cuanto más tiempo, mejor, aunque llegará el día en que se verá que el petróleo no ha sido eterno. Pero, para entonces, todos calvos. El que venga detrás, que arree.
Recojo, de Politica Exterior, esta cita del libro La sexta extinción:
"La mayoría de los biólogos coincide en que hay otra extinción masiva en marcha (…) se calcula que, de continuar las actuales tendencias, para finales de este siglo habrán desaparecido nada menos que la mitad de las especies de la Tierra”
¿La especie humana está en la lista? ¿Por qué no? La respuesta de los fundamentalistas (cristianos) es conocida: Dios, que creó al Hombre, no va a permitir que se extinga como especie.
La regla de oro sigue siendo, en este sistema, el dicho de Horacio "carpe diem, quam minimum credula postero", "aprovecha el día, no confíes en el mañana", que The Economist de la semana pasada proponía en primera página a propósito de estas cuestiones petroleras: "Seize the day"
Seize the day

Sin embargo, el punto de vista en P.E. y en T.E. es muy diferente. Estos últimos, en su "leader", hablan de una ocasión óptima para cortar ayudas y subsidios al petróleo... para bien del medioambiente. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario