sábado, 18 de octubre de 2014

Nuevos miembros al Consejo de Seguridad

Se trata de un caso más de "arrimar el ascua a la propia sardina". Va para examen comparar estos dos casos:
1. El ministro de Asuntos Exteriores español, una vez producida la votación que daba un puesto no permanente a su gobierno en el Consejo de Seguridad de la ONU  destacó, según cuenta Abc, que la candidatura ha sido «un ejercicio de patriotismo», con un trabajo «espléndido» en el que han participado «el Rey, el presidente del Gobierno, las fuerzas de la oposición y funcionarios de todos los ministerios». Sea. El presidente del Gobierno fue más allá, según RTVE."Es una noticia excelente que revela el nivel de confianza de la comunidad internacional en nuestro país" (subrayado mío; el de antes era de la fuente)
2. Este es más sencillo. Se trata de la versión que se da en el mexicano La Jornada el resultado de la votación que daba un puesto no permanente al gobierno venezolano en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas. Patriotismo, confianza, pero, ay, rechazo por parte de los Estados Unidos. Solo para los que quieran nota, podrán leer lo que, según El Universal, ha dicho Capriles al respecto. Lo que no vale la pena leer es lo que dice el español El País sobre el mismo tema y "ONUvictoriadelapatria", aunque sí hace bien recordando que no es la primera vez que Venezuela ocupa tal puesto... como sucedió con España bajo el gobierno de Aznar, lo cual llevó a que se adulara al ego del susodicho presidente para que apoyase, después de la foto de las Azores, la chapucería con Irak que todavía dura.
Los suspendidos irán al examen del 1º de enero, cuando tomen posesión, ya que, para entonces, ya espero poder ver las cosas claras.
La pregunta será la misma: ¿Cómo puede ser que con tan poca ascua aparezcan tanto las sardinas? Y una pista: ¿no será que los nacionalismos hacen ver ascuas conde solo hay oropel?

No hay comentarios:

Publicar un comentario