viernes, 31 de mayo de 2013

Déficit y austeridad

Se plantea que los fuertes déficits han exigido la austeridad. No es impensable que haya sucedido lo contrario: que las austeridades exageradas hayan llevado a los déficits conocidos en la Eurozona (y en los Estados Unidos). 
Como siempre, la realidad ha podido estar entre un extremo y otro. Hubo, en el caso de España, exageraciones en el gasto público, pero el problema vino por la deuda privada y, al acudir en socorro del banco endeudado, se generaron déficits públicos que ha habido que afrontar generando más déficit gracias a las políticas de austeridad. 
Pero lo hecho, hecho está. Y con la que cae habrá que apechugar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario