martes, 7 de agosto de 2012

País en vías de subdesarrollo

Un amigo latinoamericano que suele ir por España con cierta frecuencia por motivos de trabajo, me resume así sus impresiones de esta última vez en Madrid:
En esta ocasión la he vivido [la crisis] desde varios ángulos. Pordioseros en las calles. Protestas espontáneas. Locales cerrados. Suciedad, incluso en el Corte Inglés... Desesperación. Confusión extrema en los medios. Los gobernantes más perdidos que el hijo de Lindberg... En fin, mil y una manifestación de una crisis de múltiples facetas.
Si esto es en la capital, ¿qué no será en provincias y más en las más periféricas? Lo dicho.

No hay comentarios:

Publicar un comentario