martes, 6 de septiembre de 2011

Más sobre las deudas

Esto publicaba ayer el diario Información:
El Estado español (Administración central, comunidades autónomas, diputaciones y ayuntamientos) deben 679.778 millones de euros. Las familias españolas adeudan mucho más: 882.420 millones. Y los débitos de las empresas españolas se disparan hasta 1,29 billones. De manera que la deuda pública sólo representa el 23,8% de los 2,85 billones de deuda nacional (casi 3 veces el PIB del país). Cuando se acabe de reconducir el endeudamiento público español (0,67 billones), los españoles aún tendrán por delante el principal problema de la economía española: un endeudamiento privado desmedido que supera los 2,17 billones y que está lastrando la recuperación de la demanda interna. 
El efecto más pernicioso de la controversia por el cambio constitucional para limitar el déficit público es que sigue contribuyendo a distorsionar la percepción del problema. Mientras los españoles debaten un día sí y otro también sobre una deuda estatal de 679.778 millones, los 2,08 billones que adeudan ciudadanos y empresas tal pareciera que no hubiera que pagarlos.
 Y para pagarlos, añado, hacen falta ingresos. No me extraña que el reconocimiento de la morosidad esté aumentando en las instituciones financieras que no hacen "lifting" estadístico o contabilidad creativa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario