domingo, 1 de mayo de 2011

Actor o estructura

Cuando los que se dedican a las ciencias sociales quieren perder el tiempo, pasan el rato discutiendo sobre qué analizar, si al actor que toma sus decisiones y actúa en sus contextos o a la estructura (conjunto de relaciones relativamente estables entre actores). De hecho, los supuestos "liberales" (no en el sentido estadounidense, pues usan tal palabra como sinónimo de lo que los europeos llaman "progresista") priman al actor y los supuestos marxistas priman a la estructura.
Parece que la coalición que ataca a Libia o, para ser exactos, al gobierno que la rige o regía, está formada por liberales. Su preocupación por la persona de Gadafi es chocante. Piensan, a lo que parece, que si matan a Gadafi, una sola persona, se habrá terminado el problema. Si es así, la estructura política libia podría ser como un arco en el que, si se le quita la piedra angular, ya no hay equilibrio posible y todo se viene abajo.
Pero todavía es más curioso el asunto si se considera que, en el caso de que se asesinase a Gadafi, lo que los invasores haría sería levantar una nueva estructura política. Pienso en algo parecido a la constitución que el general Douglas MacArthur impuso al Japón, rendido después de la II Guerra Mundial en la persona del emperador entonces Hiro Hito, después Showa (los emperadores japoneses cambian de nombre cuando se mueren). Habrá que ver si también aquí, con el tiempo, se exige al país que se salte a la torera la constitución impuesta. En el caso japonés, con una constitución profundamente anti-militarista en la que se prohíben las acciones militares fuera de las islas que conforman el Japón, se ha estado pidiendo que el Japón interviniese en las diferentes aventuras militares de su aliado mayor, los Estados Unidos, y, ya de paso, financiasen las bases de este último en el territorio elegido por la diosa Amaterasu antes de la creación del mundo (que ya es omnisciencia, ya: Yahweh tuvo que esperar hasta Moisés para elegir a Israel).
Si los invasores ganan, les veo imponiendo una constitución (o dos, si la "solución" del problema es dividr al país en zona petrolera y zona menos petrolera) que, con el tiempo, obligarían a saltársela. La ventaja es que, para entonces, "occidente" ya no mandará como mandaba.
La importancia dada al actor también se ve en el caso del asesinato de Bin Laden. Que digan que se ha hecho justicia, pase, aunque es una forma un tanto peculiar de hacer justicia y que se parece al salvaje Oeste. Pero espero que no crean que así se ha solucionado algún problema en Afganistán, Pakistán, Irak, Norte de África, Israel. Además, Al-Qaeda sigue siendo una amenaza difusa, dirán, como si no fuese, en cualquier caso, una estrella decadente en el mundo árabe/musulmán. Ahí va el dato del Pew Research Center:


Los datos de Pakistán, que se anuncian para dentro de poco, han perdido actualidad. Pero la pregunta no debería haber sido "confianza en Bin Laden" sino apoyo a sus supuestos planteamientos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario