lunes, 29 de noviembre de 2010

Religiones en perspectiva

Un excelente artículo de Galtung sobre las tres religiones abrahamíticas (judaísmo, cristianismo e islamismo), cada una de ellas fundada sobre la anterior (4.000, 2.000, 1.400 años ha).  Buen antídoto para las versiones intransigentes de cada una de ellas, basadas, por lo general, en una caricatura de la otra o las otras. Fascinante cuando se aplica a una religión lo que los intransigentes de la misma dicen de las otras. No hay por qué estar de acuerdo en todos sus puntos (por ejemplo, mi visión del Vaticano es otra), pero ayuda.
Añado, de todas maneras, mi perspectiva reciente. Resulta que en las madrugadas de los domingos, en Radio Nacional (de España, of course) hay tres programas seguidos de las dichas religiones: "Mundo protestante", "La voz de la Torah" e "Islam y convivencia" (los católicos tienen monopolio todos los demás días). Van después de "Voces con swing", un programa de música nostálgica que no viene ahora al caso. Lo que me fascina es lo diferentes que son, en su concepción, los tres programas.
"Mundo protestante" es universalista. Trata de problemas mundiales o generales desde la perspectiva protestante. El domingo pasado fue, nada menos, el quinto objetivo de desarrollo del milenio. Salud reproductiva, maternidad, bienestar y todo eso. Es su tónica y todos los que hablan lo hacen en castellano sin ningún tipo de acento.
"La voz de la Torah", en cambio, trata de un pueblo y su historia. El pueblo de Israel, a veces confundido con el Estado de Israel, pero eso es comprensible. El rabino, con un ligero acento que no localizo (yidish?) habla de lo buenos que hay que ser según la Torah. Y una voz femenina (centroeuropea) cuenta qué dice la Biblia sobre la historia del pueblo de Israel, sus reyes, sus logros y sus penas.
Finalmente, "Islam y convivencia" viene a tratar de una cultura, sus fiestas, sus costumbres y hasta su cocina, con voces masculinas de fondo árabe y voces femeninas totalmente castellanas. Y, sí, están muy preocupados por la segunda palabra del título de su espacio radiofónico: "convivencia".
No parece que los protestantes se sientan perseguidos en las Españas. A lo más, pedirían igualdad de trato con las demás versiones del cristianismo y, mejor, con las demás religiones. Los judíos se sienten perseguidos en Palestina (otra cosa es que, en realidad, sean los perseguidores, pero eso no es ahora tema del post). Los musulmanes, en cambio, parecen mostrar un deseo de que no se les vea como fundamentalistas.
Por cierto, en el artículo de Galtung hay algunas citas a la Biblia sobre lapidaciones que, de ser tomadas como precepto, deberían ser seguidas por los que creen que ahí se encuentra la palabra de Dios. Y, en todo caso, no conviene confundir costumbres locales con cuestiones religiosas. Pero lo hacen.

No hay comentarios:

Publicar un comentario