miércoles, 1 de abril de 2009

Pesce di Aprile

a) Decir que hay que ser buenos, no arregla las cosas. O decir que "otro mundo es posible" sin decir cómo llegar a él, tampoco.
b) Decir que las cosas están mal, tampoco.
Las ventajas de los que hacen lo primero (a) son: 
- nadie lo discute
- y es gratificante (y más si se apela a una comunidad mediante un "nosotros")
Para los segundos (b), todo son desventajas aunque en el catastrofismo siempre hay un cierto placer.
La alternativa de los segundos es
- pasarse a los primeros
- o dedicarse a decir "así están las cosas y así se las hemos contado", evitando decir que, tal como están las cosas, están mal, pero que muy mal.

No hay comentarios:

Publicar un comentario