sábado, 6 de septiembre de 2008

Su pequeño mundo

Su mundo ha sido su casa. Esposa y madre, hoy viuda y con los hijos casados y emancipados, su mundo se está haciendo todavía más pequeño. Nunca fue un mundo grande: viajó de niña por España siguiendo a su padre y algo una vez casada, aunque nunca salió del país ni ha subido en avión. No le interesó la política ni siquiera la municipal y veía los asuntos mundiales desde la más absoluta distancia e incomprensión. 
Su mundo era su casa, su familia y su pequeño círculo de amigos, más el mundo de las tiendas y mercados. Le queda poca familia, los amigos se han ido muriendo y ya no sale de casa. 
Además, ahora es como el "dimentica una cosa al giorno, madre" que cantaba Vecchioni. Cada vez que la visito, constato que su mundo se sigue reduciendo: la memoria se le va. Socialmente desorientada (pregunta si sus padres han muerto o si sus hijos tienen hijas -que ninguno las tiene-), perdida espacialmente (a veces cree estar en su pueblo natal) y menguando sus recuerdos a alguno de los cuales se aferra como si no quisiera que su mundo desapareciera, su mundo ya no puede ser más pequeño que su encogido cuerpo de anciana.
Lleva la contracción de su mundo con una envidiable serenidad. "Algo hay que tener", "uy, cómo estoy", "hay cosas que ya no recuerdo", se dicen con tranquilidad y resignación. Creo que es feliz. Casi la envidio.

1 comentario:

  1. ES HERMOSO LO QUE ESCRIBES ..ME GUSTA TU BLOG RESULTA QUE EN LA ESCUELA ME DEJARON HACER UNO (un blog) EN INGLES POR DESGRACIA Y PUES BUSCANDO UN TEMA PARA MI ENSAYO ENCONTRE ESTE DE EL MUENDO SE ESTA HACIENDO PKÑO ES EXACTAMENTE LO QUE BUSCABA PERO aplicado al mundo global la gente ahora lo tiene todo tan facil y rapido que su mundo se hace pkño..

    ResponderEliminar