sábado, 4 de marzo de 2017

Asesinatos judiciales

Encuentro dos casos curiosos. 
Uno, en Arkansas, Estados Unidos, donde se ejecutaría a 8 condenados por diversas causas y la cosa se llevaría a cabo por ahorro, es decir, para que no caducase uno de los ingredientes que componen la inyección letal. Curioso argumento. citando aquí a la Coalición para Abolir la Pena de Muerte en Arkansas. Debo entender que si el tal componente no estuviera al borde de caducar, estos 8 presos podrían esperar unos días más a que se ejecute su sentencia. 
Otro, en Suaga, Jordania, la ejecución por ahorcamiento de 15 condenados, de los cuales 10 por pertenecer a una "célula terrorista" . Los otros cinco, por "crímenes horribles, incluidas violaciones". Tampoco en este caso, como en el de Arkansas,  la noticia  es muy explícita sobre los crímenes de unos y otros. Todo me hace pensar que los "terroristas" tienen algo que ver con el Estado Islámico, contra el que el gobierno jordano, junto al de los Estados Unidos, se encuentra en pie de guerra en Siria e Irak. Es comprensible, pues, que se trate de una especie de "quinta columna", cosa que no puedo afirmar vista la noticia. Yihadistas contra musulmanes y musulmanes que los condenan a muerte, en ambos casos me parece que no muy de acuerdo con algunos preceptos del Corán. Lo cual no quiere decir que lo de Arkansas se haya perpetrado siguiendo algunos preceptos de la Biblia o de los Evangelios cristianos.
(Añadido el 5: Arkansas, además de ahorrar evitando tener que desechar ingredientes de la inyección letal, hace planes para que en las escuelas públicas no se pueda utilizar ningún libro del historiador Howard Zinn. El paso siguiente es Fahrenheit 451)

No hay comentarios:

Publicar un comentario