lunes, 6 de junio de 2016

El miedo como explicacíón

Ignacio Ramonet lo expone aquí: el auge de la extrema derecha y de la xenofobia (no siempre la xenofobia es de derechas) en la civilizada Europa, la de los valores, la democracia y la Ilustración, se explica por el tipo particular de miedo que se difunde entre capas importantes de la población europea. Los miedos son nuevos: son más económicos (desempleo, crisis, pobreza, servicios públicos en decadencia, pensiones inciertas etcétera). Ramonet recuerda los miedos anteriores, los del siglo pasado. Pero es fácil estar de acuerdo en que hay un miedo que explica aquellos auges y aquella xenofobia. Los políticos utilizan el miedo y la presentación de un enemigo sencillo e identificable para obtener el correspondiente rédito electoral.  
Añado: ese miedo sirve para explicar esos fenómenos, pero también el auge de la depresión incluyendo la depresión que lleva al suicidio (que también aumenta).
Y añado todavía más: ese miedo sirve para explicar el auge del yihadismo entre jóvenes europeos, sean de origen musulmán (no necesariamente de muy practicantes) o de origen cristiano. Tiene la misma estructura que lo que cuenta Ramonet: es utilizado por los reclutadores como otros lo utilizan para aumentar el rechazo a todos los musulmanes ya que es más sencilla la islamofobia general que el molestarse en plantear análisis concretos de situaciones concretas.
Y termino: no es buena estrategia intelectual (aunque sí política) explicar fenómenos recurriendo a un solo factor. La razón es sencilla: no hay fenómenos que se deban a un solo factor. El miedo, pues, es uno de ellos y hace falta ver, por seguir con mis tres salidas (xenofobia, depresión suicida y yihadismo), por qué unos van en una dirección y otros en otra. Obvio: hay otros factores personales, sociales y culturales que hay que considerar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada